“LA BIBLIA” II

Escrito: 7 junio 2009 por Raúl (Administrador)
Etiquetas: , , , ,

Ansiaba enormemente publicar la continuación de este post, y ese momento ha llegado. Recordando un poco el objetivo de esta entrada, hay que decir que lo que aquí se pretende es hacer un exhaustivo análisis de La Biblia con el objetivo de demostrar que ésta es, única y exclusivamente, fruto de la invención del hombre. Hasta ahora se han analizado los dos primeros capítulos de El Génesis, así que a continuación se seguirá desarrollando ese mismo análisis justo en el punto en que se dejó.

Sigamos, pues, analizando las distintas pruebas que aparecen en El Génesis y que vienen a confirmar la hipótesis planteada inicialmente:

CAPÍTULO 3
[…]
6 Y vio la mujer que el árbol era bueno para comer, y que era agradable a los ojos, y árbol codiciable para alcanzar la sabiduría; y tomó de su fruto, y comió; y dio también a su marido, el cual comió así como ella. Como bien es conocido por todo el mundo este acto propicia la expulsión de Adán y Eva del paraíso, de modo que volvemos a encontrar una nueva prueba de machismo. Es decir, como ya bien se mencionó en La Biblia I, encontramos que se hace culpable de la expulsión de ambos del paraíso y de todos nuestros males a una mujer, puesto que es la mujer la que decide comer el fruto. Pienso que los inventores de este libro quizás vieron en esto una buena manera de conseguir crear cierto sentimiento de culpa en la mujer y facilitar con ello la sumisión de ésta ante la represión y falta de libertades a que era sometida en aquella época.
[…]
14 Y Dios dijo a la serpiente: por cuanto esto hiciste, maldita serás entre todas las bestias y entre todos los animales del campo; sobre tu pecho andarás, y polvo comerás todos los días de tu vida. Aquí me gustaría mencionar un par de cositas. Por un lado, decir que la serpiente ya se arrastraba, dada su naturaleza, antes de que tentara a Adán y Eva con el fruto prohibido, por lo que no tiene mucho sentido que Dios la castigue, después de tal acción embaucadora, a ser maldita para siempre arrastrándose y tragando polvo (¡¡¡si eso ya lo hacía antes de que pasara todo este “desgraciado” y tentador acto!!!). Por otro lado, apuntar que nuevamente volvemos a ver reflejado el egocentrismo tan propio del hombre en el castigo mencionado. Es decir, para el hombre un castigo como ese (arrastrarse para siempre y tragar polvo) resulta verdaderamente humillante, así que los creadores de todo esto, los hombres, quizás pensaron que para una serpiente tal castigo sería igual de humillante, sin caer en la cuenta de que una serpiente es un reptil y que dadas sus características anatómicas y el entorno en que vive, la única manera de desplazarse para conseguir sobrevivir y adaptarse al ambiente (esto es darwinismo puro) es arrastrarse por el suelo.
[…]
16 A la mujer dijo: Multiplicaré en gran manera tus dolores y tus preñeces; con dolor parirás los hijos; y a tu marido será tu deseo, y el se enseñoreará de ti. Esto resulta muy divertido. Se pretende establecer la creencia de que los dolores en el parto son debidos a un castigo de Dios y que aparecen de la nada por voluntad del Creador, pero lo cierto es que tales dolores son debidos a la propia naturaleza de la anatomía humana (la mujer dispone de una abertura muy pequeña teniendo en cuenta que por ahí tiene que salir un bebé, ¿no?). Si tenemos esto en cuenta, ¿no tendría más sentido que La Biblia dijera que Dios castigó a la mujer con una abertura muy pequeña para que, a consecuencia de ello, sufriera fuertes dolores? En otro orden de cosas, se viene a confirmar aquí la idea que se mencionaba en el versículo 6: al instaurar ese sentimiento de culpa en la mujer facilitan que ésta se crea merecedora del castigo que supuestamente Dios le impone (“…y a tu marido será tu deseo, y él se enseñoreará de ti”), consiguiendo con ello que el hombre domine a la mujer a su antojo sin que ésta se plantee siquiera si eso es justo y/o moralmente aceptable.

CAPÍTULO 9
[…]
13 Mi arco pondré en las nubes, el cual será por señal de convenio entre mí y la tierra. Es decir, que según La Biblia el arco iris fue creado por Dios tras el Diluvio Universal como muestra de voluntad divina para recordar a los hombres la promesa hecha por el propio Dios a Noé de que jamás volvería a destruir la tierra con un diluvio. Esto significa que:
Primero: una vez más nos muestra la imagen de un Dios autoritario y todopoderoso a quien hay que temer, pues es capaz de castigarnos con un diluvio o con lo que se le antoje si nos portamos demasiado mal (así consiguen crearnos un sentimiento de temor con el que nos inhiben y controlan).
Segundo: encontramos como aprovechan un fenómeno de la naturaleza, para el que por aquel entonces no había explicación, para atribuirlo a Dios. Esto no es la primera vez que se hace (baste recordar la cantidad de dioses griegos y de otras civilizaciones que se han concebido a lo largo de la historia para explicar todos y cada uno de los fenómenos de la naturaleza –el fuego, el sol…-), lo que ocurre es que esto tiene el riesgo de que cuando se encuentra una explicación científica para tales fenómenos la credibilidad de los inventores de La Biblia y otros textos Sagrados queda seriamente en entredicho. Y es ahora cuando viene la mala noticia para los amigos creadores de La Biblia: ya existe desde hace muchísimo tiempo explicación científica para el arco iris, y es que éste no es más que un fenómeno óptico y meteorológico que tiene lugar cuando la luz solar incide sobre las gotas de lluvia, con lo cual, y una vez más, encontramos una nueva prueba que viene a desmontar la credibilidad de estos grandes autores.

CAPÍTULO 11
[…]
10 y 11 Estas son las generaciones de Sem: Sem, de edad de cien años, engendró a Arphadax, dos años después del diluvio. Y vivió Sem, después que engendró a Arphadax, quinientos años, y engendró hijos e hijas. Aquí lo único que me planteo es que estas personas (al igual que otras muchas que se mencionan a lo largo de todo este libro Sagrado) vivieron demasiados años para no disponer de una Medicina avanzada. Esto me impacta aún más por el hecho de que ni siquiera hoy día, con tantos avances científicos como hay, es posible vivir tanto como el longevo Sem. En mi opinión, esto lo plantean de ese modo para darle a todo un matiz de divinidad e impresionar con ello al ser humano.
[…]
29 Y tomaron Abram y Nachor para sí mujeres: el nombre de la mujer de Abram fue Sarai y el nombre de la mujer de Nachor, Milca, hija de Harán, padre de Milca y de Isca. Y sí señores, una vez más la mujer está a total disposición del hombre (los hombres son tan grandiosos que toman para sí mujeres –esto es ironía, por si no se ha captado-), lo que viene a ser otra prueba del machismo que albergan los que inventan y escriben. Quizás resulta algo redundante presentar tantas pruebas del machismo de la época y de cómo éste se refleja en la producción literaria, pero es que son muy abundantes y muchas no se pueden pasar por alto.

Y hasta aquí esta segunda parte de exploración y acercamiento a La Biblia; ahora toca seguir leyendo pacientemente para posteriormente desarrollar nuevos análisis de estos textos tan interesantes.

“El hombre, en su orgullo, creó a Dios a su imagen y semejanza”

Friedrich Wilhelm Nietzsche

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir con un amigo
  1. tb says:

    Muy buena entrada.

    La verdad es que parece que el supremo creó a la mujer para fastidiarla y para tenerla como cabeza de turco, para eso mejor no haberla creado :-). Pero mejor no digo nada no vaya ser que se enfade… que ya sabemos como se las gasta.

    Quizás te interese este articulo que encontré: http://www.elpais.com/articulo/sociedad/Dios/creo/hombre/hombre/creo/Dios/elpepusoc/20080520elpepisoc_1/Tes

    Un saludo.

  2. Elízabeth says:

    Muy acertado en tus planteamientos Rau. El machismo que tú mencionas es ignato en la Biblia, pero es lógico si se entiende como un código moral e incluso civil de hace más de dos mil años. La humillación histórica de la mujer como género inferior no sólo queda patente en este libro sagrado, sino también en los actuales principios de todas las religiones de libro o abrahánicas, Islam, Cristianismo, Judía…. La mujer como instrumento de fecundidad. Échale un vistazo a la parte de Jacob en El Génesis. Engendra con varias mujeres porque Dios se lo permite….y la iglesia todavía no acepta el divorcio..???
    Por otra parte, lo del Dios autoritario se hace patente en todo el Antiguo Testamento. Es más, yo diría autoritatario, totalitario y sobre todo Nacionalista. El pueblo de Israel como elegido, y por él es capaz de mandar plagas a otro pueblo, y matar a inocentes. Este sábado he leído un texto bíblico en la boda de mi prima(ya te contaré xq he accedido ….), en concreto, un texto del libro del Deuteronomio, en el que Moisés habla al pueblo de Israel diciendo que son un pueblo elegido, que Dios ha salvado por medio de-y cito textualmente- pruebas, signos, prodigios y GUERRA, como MANO FUERTE y BRAZO PODEROSO, CON GRANDES TERRORES, como todo lo q el Señor hizo por ellos en Egipto.
    Se ve que los cientos de años posteriores entre la redacción de Antiguo Testamento y el Nuevo Testamento hicieron a Dios recapacitar y convertir al resto del planeta en su nación y cambiar el MIEDO por AMOR, como si predicaba ya Jesús. Sin esta conversión hubiera sido muy difícil que La Biblia hubiera triunfado y se hubiera extendido por el mundo occidental ya que la situación era muy diferente a la civilización arcaica y primitiva que plantea el Antiguo Testamento.
    Sigue con tu análisis, es muy interesante. Esto creo q no me va a valer pa los niños, jejej

  3. Raúl (Administrador) says:

    Respuesta a tb: muchas gracias (por lo de “muy buena entrada”). Me ha encantado tu ironía a la hora de referirte al genio que se gasta Dios. Menos mal que éste está en todas partes y lo ve todo menos Internet, pues creo que el cielo aún anda en proceso de conversión de analógico a digital y hasta que esto no ocurra no podrá acceder a la red y leer las numerosas críticas de las que es objeto (cuando esto ocurra creo que todos arderemos en el infierno). Muchísimas gracias por el enlace, el cual se podría resumir en la fabulosa frase de Nietzsche con la que vengo cerrando los posts de La Biblia: “El hombre, en su orgullo, creó a Dios a su imagen y semejanza”
    1 abrazo.

  4. Raúl (Administrador) says:

    Respuesta a Elízabeth: pues sí, ya me contarás por qué has accedido a semejante despropósito (supongo que cuando me lo expliques lo entenderé perfectamente). Con respecto a lo de Jacob, ya he llegado a esa parte, pero no solo te tienes que remitir a él, pues este Dios que se han inventado al parecer tratar igual a todos sus “coleguillas” (véase Abraham u otros a los que les entrega igualmente mujeres y riquezas en cantidades ingentes). Me parece muy interesante eso que me comentas acerca de la adaptación de La Biblia para favorecer su extensión al mundo occidental, lo cual viene a ser otra prueba muy poderosa a favor de la hipótesis de que este libro es un invento y que el hombre (no en sentido genérico) lo ha ido usando a su conveniencia para dominar y controlar todo lo que le rodea (la mujer, los puestos de poder, etc.).
    Muchas gracias por tu participación y me alegro mucho de que el post te haya parecido interesante, pues eso me motiva aún más para seguir con este arduo análisis.
    Besos.

  5. Emma says:

    Algunos (entre los que yo me encuentro) creemos en Dios y hemos tenido educación religiosa, pero no estamos de acuerdo en tanta ostentación, sobre todo con una crisis tan grande como la que estamos sufriendo.Por lo que he leído por ahí también gente de la propia iglesia no esta de acuerdo.

  6. Raúl (Administrador) says:

    Respuesta a Emma: la ostentación es solo la punta del iceberg del lastre que suponen las mentiras de la religión para el ser humano.

    Un saludo Emma.